Palabras de verdad

¿Qué de la música y Dios?

Group of people praying and worship god.

Primero quiero que te contextualices respecto a los tipos de música que hay, para algunos cristianos, música para Dios y música para el mundo. Digo algunos cristianos, porque la verdad no es mi caso puntual, pero sí recuerdo mucho que, yo tuve ese mismo concepto por bastante tiempo. Y como olvidar la anciana en mí congregación que me decía, eso es del diablo, yo por miedo dejé de escuchar música que no hablara de Dios, pues me imaginaba la voz de la  mujer y el terror corría por mi mente.

Sin embargo, todo comenzó a tener claridad respecto a la música a la edad de 12 años, un año antes de ser cristiano. Cantando una canción muy conocida en la época, de un grupo de rock de la época, en un mismo día y como en simultáneo tuvimos dos accidentes en el mismo auto y vaya que se los atribuí a estar entonando, “al otro lado del silencio.”

El primer accidente fue nada, una falla del motor y no más, estaba en la parte de atrás cantando esta canción, una hora de arreglo. El segundo fue desastroso, el eje de las llantas traseras se desprendió literalmente del auto y, ya sabes que estaba cantando en el momento del accidente.

Yo soy músico y en la escuela de música tenía la labor de aprender esta canción, y mi primo que era con el que estaba cantando, me ayudaba. Estoy escribiendo esto sin mucho detalle, pero te hago partícipe, aun hoy en día los que estábamos en el auto, contamos esta historia como uno de los mayores milagros, pues todo salimos ilesos del evento.

Cuando llegué a ser cristiano, la música ya era parte importante en mi vida, y no la iba a dejarla por una anciana terrorífica, que me decía eso es del diablo. Así que decidí investigar y me encontré con este pasaje, “bendeciré a Dios en todo tiempo, su alabanza estará siempre en mi boca.” Salmo 34:1, este pasaje sí que me cambió la vida.

Comencé a entender que, la música no es cristiana, ni mundana, la música es eso, música, no me imagino a la nota de Sol diciendo soy cristiana, y un Fa criticando el evangelio. Pero, el sentido que yo le doy, es lo que la convierte en música para Dios o música para el mundo.

Hay algo que para mí, es lo realmente interesante, el CRITERIO, ¿por qué oigo ese estilo de música?, Y, desde los doce años sin ser cristiano tome decisiones de qué seguiría oyendo. No te escribiré de  qué puedes oír o no, qué puedes cantar o no, pero sí te diré, si tienes CRITERIO, lo que oigas estará bien.

Pero, este versículo anterior del Salmo 34:1, me dio un giro inesperado, yo le puedo cantar a mi esposa, le puedo componer a mi hijo, le puedo hacer dedicatorias a mis padres, entre otros, pero cuando le canto a Dios, y déjame decirte que es bastante en el día, es Él quien realmente me hace sentir satisfecho.

Podría expresarlo como, sacarle una sonrisa a Dios, sentir su abrazo cuando le canto,  tener paz en los momentos difíciles, sentir su presencia aunque sea invisible, escuchar su voz aunque sea difícil de oír, sentirme apreciado, pues Él escucha con atención.

Un día que estaba enfermo me encontré con este texto “¿Está alguno entre vosotros afligido? Haga oración. ¿Está alguno alegre? Cante alabanzas.” Santiago 5:13, ahora mis oraciones también son canciones, así que siempre estoy cantándole a Dios. Y si hay alguna canción que no le agrade a Dios, pues no la canto y si Él quiere que la entone pues lo hago, entendí que si a Dios le agrada, NO HAY PROBLEMA.

Si te gustó, ¡reflexiona y compártelo!

 

Jhonattan Vergara

Lo anteriormente expresado, obedece a nuestra interpretación de un tema con base en la Biblia. Somos Cristianos con deseos de aprender todos los días más de Dios y sobre cómo podemos dar y ayudar a personas como tú de lo que recibimos. Si tienes sugerencias, discrepancias, preguntas o recomendaciones, las recibiremos con un gran gusto y con humildad . Exprésalas  con respeto en la sección de “Comentarios” y te damos las Gracias porque de seguro nos van a ayudar a mejorar y a estimular la Sabiduría de Dios en nosotros. Dios te Bendiga

Compartir:

Facebook
Twitter
LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *